HEC_4164

Imprimir
PDF

Centro de Maspalomas

El colegio Canterbury de Maspalomas se encuentra ubicado en un enclave privilegiado, al sur de la isla de Gran Canaria. Rodeando un edificio singular, contamos con amplias zonas deportivas, jardines emblemáticos y una piscina al aire libre. El centro inicio su andadura en al año 1993, prosperando y mejorando hasta alcanzar su estado actual. Una vez que los alumnos han completado el ciclo de de estudios primarios con nosotros, continuarán con su educación en el centro de Secundaria de Las Palmas.

En el centro de Maspalomas  los alumnos disponen de un tutor para cada clase, un comedor, una biblioteca, una piscina, zonas recreativas y canchas de deportes.  Todas las instalaciones están equipadas con los elementos necesarios,  adaptados a la edad del alumno. Todas las aulas cuentan con ordenadores, impresora laser color y pizarra interactiva a disposición de los alumnos. Tenemos comedor y cocina propia, donde se prepara la comida a diario para los alumnos, profesores y demás personal del centro.

El edificio dispone de ocho aulas formativas, con alumnos que van desde los cursos iníciales (K0, K1) hasta P5, con un máximo admitido de quince alumnos en cada clase.

Entre los departamentos de Maspalomas y  Las Palmas existe una estrecha colaboración y trabajo en equipo, utilizando los mismos métodos y directrices. Las distintas clases siguen las pautas del sistema educativo Británico para edades tempranas, que hemos adaptado para cubrir las demás necesidades inherentes a nuestra localización geográfica.  El programa de estudios que seguimos, ofrece a los alumnos un abanico inmenso de oportunidades para desarrollar plenamente su formación en el idioma Inglés y en las demás áreas curriculares. Entre nuestro personal docente, disponemos de un profesor  Español  para dar una hora diaria de clase a los alumnos entre K3 y P5. Al ser un centro pequeño, los profesores trabajan estrecha y conjuntamente, por lo que la transición de Infantil a Junior es muy llevadera para el alumno. El ambiente de trabajo es cálido y afectuoso, fiel reflejo de la profesionalidad del personal, cuyo objetivo es proporcionar un entorno educativo rico y estimulante para cada  uno de los alumnos.

El Colegio Canterbury, con el fin de animar y motivar a los alumnos, fija un conjunto de objetivos para cada clase, premiando a  los alumnos con distinciones (“tokens”)  por los trabajos realizados y los objetivos alcanzados. Semanalmente celebramos nuestros “assemblies”, con la participación de los alumnos y profesores, en los que se premian con distinciones a los alumnos más destacados (“star pupil”) por sus logros dentro y fuera del centro. El colegio está orgulloso por el éxito obtenido con el plan de estudios de esta forma tan creativa. Todos los alumnos se acostumbran a actuar en público en distintas ocasiones a lo largo del año. Nuestros shows y assemblies son la ocasión perfecta para estrechar lazos con familiares de los alumnos, recibiendo con satisfacción los comentarios positivos que realizan los padres. El Carnaval, el día de Canarias, el día del libro, las Navidades y los shows anuales son fechas aguardadas con impaciencia tanto por los niños como por los padres. Para enriquecer el plan de estudios, se programa una variedad de visitas educativas a lugares de interés en la isla. Cuando surge la posibilidad, invitamos a personas destacadas de la comunidad para que charlen en clase con los alumnos acerca de su experiencia profesional. Al final del ciclo, el objetivo principal de nuestro departamento es que los alumnos alcancen las habilidades necesarias para acceder en condiciones óptimas al siguiente plan de estudios (secundaria). También esperamos haberles dado una base existencial solida, con la  que podrán crecer como individuos respetuosos, cuidadosos y tolerantes hacia los demás miembros de la comunidad.

 

maspalomas